header
Vacas y regalos se llevaron los novillero en su día | 4/8/2019

Este domingo en la Plaza de Toros Gabriel De La Torre en el Municipio de Atizapán, Estado de México, se celebró el día del Novillero. Un grupo de entusiastas toreros como Bernardo Rentería, Jacobo Solís “El Temerario”, Jaime Adrián además de los ganaderos de Ibarra que aportaron el ganado para un festival, poniendo la meza para que 14 noveles buscarán la oportunidad de calmar sus ansías de torero.

Ahí presente estuvo Eulalio López “Zotoluco” quién se dirigió a los toreros para alentarlos a ser persistentes en su ambición de buscar un lugar en la fiesta brava. Recordó que joven muchas veces hizo antesala esperando hablar con la empresa en la Plaza México, –y siempre una persona había una persona que lo desalentaba y dos años después lo recibió Curro Leal quién le brindó la oportunidad y hasta lo apoderado.

“Nunca renuncie a mis ideales seguí entrenando hasta que me dieran la oportunidad, y al final tuve mi recompensa, ya que cuando me apoderó el matador y empresario Curro Leal, tuve para ropa de torear, y hasta una de una camioneta me hice, para iniciar mi lucha en las grandes ligas”. Dijo el torero quién ante todo les pidió a los novilleros respetar la profesión.

Zotoluco les regaló una muleta a los organizadores quienes como Bernardo Rentería y Jaime Adrián, obsequiaron una más para rifarla entre los aspirantes a toreros.

El decano de los toreros en México de irigen español pero muy arraigado en nuestra tierra el matador Miguel Ortas, acompañó a los jovenes toreros, para celebrar así su día.

De esta forma el objetivo fue mostrar la raza torera, y entrega delante de unas vacas de retienta que se dejaron en términos generales, y sin ser peras dulces, revolcaron y dejaron maltrechos a los toreros quienes vivieron su día.

“Yo les comentaba que los novilleros de ahora son criticados por no tener hambre y afición. Las generaciones cambian de un momento a otro. Y les comente que usen las herramientas que les da esta generación –que es diferente a las demás, pero lo que nunca va a cambiar, es ponerte ahí, donde chillan las balas, donde la mira del toro embelesa, donde los pies se quieren quitar, pero el corazón se quiere quedar, ese lugar nunca cambiaran en todas las épocas”. Refirió Rentería feliz de socorrer a los novilleros que viven de alguna forma el desamparo o falta de oportunidad.

Para la concluir este fiesta Jacobo Solis, les hizo hacer el Tancredo en dos ocasiones para mostrar su quietud y ver el valor. Si bien los ejemplares estaban más orientados, los trajeron como bolos y en dos ocasiones intentaron quedarse quietos sin ser movidos.

El colofón llegó con la rifa y regalos que hizo Bernardo Rentería al obsequiarles paquetes de calcetines y Sweaters, y las muletas que se las ganaron Daniel Santana, César López y Gilda González “La Paloma”.

El ultimo regalo fue la rifa de un terno de luces en color verde y oro que se llevó Leonel Olguín quién minutos antes se llevó un impacto en el pecho con una vaca que lo puso a prueba y parecería le marcó el destino para llevarse el terno que le gustaría estrenarlo el día que se presente en la Plaza México. El pasado 1 de agosto se celebró el Día del Novillero en México.

Comparte este contenido: